23 de mayo. Cañuelas, Argentina.

weather 14º

“No me dejen solo y recen por mí”, el pedido del policía detenido

Agustín Báez publicó un estado desde su lugar de detención. Agradeció el apoyo de sus compañeros.

Estado publicado por el oficial Orlando Agustín Báez.

Estado publicado por el oficial Orlando Agustín Báez.

El oficial de Cañuelas Orlando Agustín Báez cumple su quinto día de detención, ahora en la Comisaría Quinta de Morón.

Se encuentra privado de su libertad desde el viernes 5 de abril, acusado de Abuso de Autoridad Agravado por haberle efectuado un disparo en una pantorrilla a Diego “Chicho” Suárez, de 31 años, en medio de una batahola que se originó cuando intentó identificarlo en una persecución.

“Quiero compartir unas palabras con mis compañeros... principalmente gracias por todo su apoyo, por su compañerismo y por no dejarme solo en esta situación, lamentablemente estas injusticias pasan todos los días. En este caso se está haciendo viral y tomando estado público. Espero que nunca más haya un Agustín Báez detenido injustamente sólo por hacer su trabajo” expresó en un estado que se publicó este mediodía.

 “Quería transmitirles que estoy bien, me están cuidando en la Comisaría Quinta de Morón. Les pido que no me dejen solo y que recen por mí. Ojalá que esto se solucione pronto y se haga justicia. Gracias a todos, somos una familia”, concluyó el joven policía nacido en 1999 y egresado en marzo de 2021 de la escuela Juan Vucetich.

Tras el rechazo al hábeas corpus firmado por los jueces Ernesto Julián Ferreira y Alejandro Gustavo Villordo, el abogado Walter Brizzio acaba de ingresara el pedido de excarcelación ante la Cámara.

Allí destaca que “Báez se encuentra detenido por un delito excarcelable y que “carece de antecedentes penales, tiene un buen concepto y posee una familia bien conformada (convive con su madre en el barrio Primero de Mayo y es único sostén de su abuelo de 90 años”. 

El recurso también destaca que Diego Suárez, quien hoy aparece como víctima, sí fue beneficiado con la excarcelación en 2020 cuando recuperó la libertad luego de agredir a la policía durante un partido de fútbol en las inmediaciones del Estadio Arín. 

En esa línea, además de solicitar la “libertad inmediata” de su defendido, Brizzio pidió que se “reencause” la investigación para determinar quiénes fueron los responsables de las lesiones que sufrieron Báez y su compañero de móvil Maximiliano Corbalán; y que los mismos sean detenidos.

“Su señoría debe persuadirse que mantiene en detención a un inocente cuya única intención fue cumplir con sus obligaciones como funcionario público ante un derrotero violento , delictivo y patoteril de los Suárez”, concluye el alegato.
 

Escrito por: Redacción InfoCañuelas