Volver a sección

| Variedades

El presente del juego online en Buenos Aires y sus implicaciones

El presente del juego online en Buenos Aires y sus implicaciones

Desde el 9 de diciembre, las apuestas deportivas y el juego online quedaron habilitadas en Buenos Aires, tras un acuerdo establecido por la Provincia y la Ciudad después de las elecciones legislativas.

Gracias a esta ley, el jugar en casinos online que funcionan en Buenos Aires es una tarea en la que la seguridad está garantizada para el usuario, ya que las empresas que trabajan aquí tienen un recorrido internacional notable, reconocen que el mercado argentino es atractivo y tienen toda la reglamentación necesaria para su operación con completa seguridad para los usuarios.

Con esto, el sector crece en Argentina, ya que el juego online opera bajo el marco de la ley en provincias como Mendoza, Santa Fe, Corrientes, Chaco, Misiones, San Luis, Tucumán, Entre Ríos, La Pampa, Neuquén, Río Negro y Santa Cruz, cada una bajo sus propios estatutos.

Se estima que el negocio, con casi una decena de operadores nacionales y extranjeros, podría mover $ 100.000 millones de dólares en Buenos Aires. Si bien la proyección puede lucir inferior a otros países, el potencial que se tiene en este mercado estima que se alcancen $ 200.000 millones en el futuro cercano. Esto se veía venir desde 2020, cuando veíamos los primeros esfuerzos para la regularización de la actividad en Buenos Aires.

Con el ingreso de Buenos Aires, la industria del azar trata de dar pasos sólidos hacia la necesaria digitalización y la necesidad de ofrecer entretenimiento moderno y novedoso a través de las nuevas tendencias de ocio, en donde destaca la posibilidad de apostar en tiempo real y en prácticamente cualquier lugar en donde haya una conexión de internet.

En este sentido, el fútbol será uno de los grandes beneficiados, al ser el deporte más popular en el país y uno de los que genera mayor interés en el mundo de las apuestas. Incluso Mauricio Macri, cuando era presidente de Boca Juniors, auspiciaba un acuerdo entre los Xeneize y Bwin, una de las plataformas de apuestas más populares en el planeta, aunque siempre hubo resistencia por parte de Julio Grondona cuando fungía como presidente de la Asociación del Fútbol Argentino (AFA).

LA LLEGADA DE NUEVAS EMPRESAS

Con la habilitación del juego online en Buenos Aires, son muchas las empresas las que ya se han interesado en el mercado argentino, con algunas de ella ya asentándose en el país. A ellas se les agregan los jugadores de origen nacional.
En la Provincia, son siete las compañías que obtuvieron las licencias por una duración de 15 años, además de que no se estableció un límite de participación en lo que a la Capital Federal se refiere. Cada operador que obtuvo licencia incluye a un socio local y su contraparte extranjera.

De las siete sociedades autorizadas para operar en Buenos Aires, cuatro ya firmaron los convenios que les dan la luz verde para sus operaciones. La primera es Betwarrior, una marca argentina que desde 2019 opera en 11 países de la región, que se ha aliado al Hipódromo de Palermo y al Casino de Buenos Aires, conocido popularmente como el Casino Flotante.

Además, Betwarrior se asoció con Binaires (argentino) Shape (Dinamarca, a cargo de la lotería de dicho país) e Intralot (Grecia) para su incursión en la capital.

La empresa local Boldt, que ya opera en Santa Fe, llegó a un acuerdo con los equipos de fútbol Estudiantes de La Plata y Vélez Sarsfield colocar el logo de su marca, Bplay, en sus jerseys por 12 meses, en un convenio que acabaría en diciembre de 2022 pero podría expandirse. 888, la plataforma con casino online y casa de apuestas es el socio extranjero.

“ArgentBingo” también obtuvo la licencia de operación en Buenos Aires y se hizo socio de Bingo Moreno y William Hill, para operar en el país; Bet365 también entró al negocio con Bingo Berazategui como socio argentino y con su propia marca inglesa, la casa de apuestas y casino en línea de Bet365. 

Se espera que después lleguen marcas como Playtech, asociada el Casino de Tandil; Pokerstars, relacionada con el Bingo de Chivilcoy, y Betsson, asociada con el Casino Victoria.

Codere, la empresa de origen español, tiene la autorización de operar en Buenos Aires y ya se contactó con el Club Atlético River Plate para meter publicidad en su indumentaria, tal y como sucede en países como Brasil, donde prácticamente casi todos los equipos están asociados con marcas como esta para fortalecer su presencia.

En el proceso licitatorio, todas las empresas interesadas debieron abonar $ 5,5 millones de dólares, además de desembolsar hasta $65 millones en un concepto de cargo fijo único, sin mencionar los cánones para que se dé luz verde en su funcionamiento (10%) y concepto por Gastos Brutos (15%), a pagarse una vez comiencen sus operaciones en el país.

Con esto, se espera que las arcas de Buenos Aires incrementen y se tenga un importante ingreso para la administración de la ciudad, la provincia e incluso el país.