Volver a sección

10.01.2018 | 11.45 | Cultura y eventos

La Martona, una marca que no pasa de moda

En anticuarios y a través de internet se comercializan artículos de la antigua fábrica con precios que superan los 10 mil pesos. Fotogalería.

1 / 10

Vasija para requesón y pote de yogur.

1 / 10

A casi 130 años de la fundación de La Martona, industria láctea pionera en el país, sus folletos, fotos, carteles enlozados, envases y tarros lecheros siguen siendo preciados objetos del coleccionismo argentino y sudamericano.

Los anticuarios de San Telmo ofrecen un abanico de piezas relacionadas con la fábrica, pero sobre todo en Mercado Libre es posible hallar objetos, algunos sumamente raros, con la clásica cabeza de gato que identificaba a la empresa.

"La Martona es un clásico dentro de la lechería, equiparable a Quilmes en la cerveza" explicó a InfoCañuelas el titular del local de antigüedades Volver, ubicado en Perú 883 de San Telmo. En este local cuentan con un reloj publicitario de bolsillo de La Martona (funcionando) con máquina suiza de marca Index. Su precio ronda los 7.500 pesos.

En otro local de la especialidad, ubicado en Defensa 1251 (JC Antigüedades) tienen un pote plástico de yogur frutado Yami (marca usada por La Martona en la década del ´70) que cuesta $ 350.

Uno de los artículos más bellos de La Martona son las vasijas de cerámica con el logo en azul, que se usaban para el requesón (16 cm. de alto). En el anticuario El Zahir (Av. Álvarez Thomas 510) se lo consigue por 4.500 pesos.

“La Martona sigue teniendo mucha vigencia. En Argentina hay muchos coleccionistas de lo relacionado con la industria láctea o la publicidad que se interesan por la marca, que también es conocida en Sudamérica. Los turistas de Colombia, por ejemplo, suelen preguntar por esos objetos” explicó el titular El Zahir, Roberto Altaluna.

Según Altaluna, los objetos más difíciles de hallar, y en consecuencia los más caros, son los carteles de chapa y elementos que servían para la ambientación de las antiguas lecherías, la última de las cuales funcionó hasta principios de los 90 cerca de Medrano y Corrientes. “Son carteles enlozados que usaban en los mostradores; con el tiempo pasaron a los cartones; y también había unos tacos publicitarios que servían para hacer anotaciones. También había unos relojes que se colocaban sobre los mostradores, con el logo de la empresa. De todo eso hay muy poco."

En Mercado Libre es posible encontrar varios objetos, por ejemplo una lata de dulce de leche de 440 gramos, de 9 cm. de diámetro y 7,5 de alto, está valuada en 10.500 pesos. ¿Qué es lo que la hace tan cara? Incluye el sello de papel con el año de producción: 1936. Las latitas "mini" de 60 gramos que se servían en las lecherías porteñas cuestan entre 380 y 500 pesos, de acuerdo al estado en que se encuentran.

Otra rareza que se puede comprar on line es un "Manual del Hogar" de 159 páginas editado por La Martona en 1936 con consejos para el ama de casa, desde cómo organizar un menú hasta recomendaciones para la contratación de personal doméstico. Su precio oscila entre los 500 y los 2.500 pesos.

Las botellas de leche se consiguen desde los $ 600. La más cara ($ 4.500) son las de tapón de goma y broche de alambre con el logo en relieve. Y un póster de 1.10 x1.48 de promoción del dulce de leche cuesta $ 3.500.

 


Tarro lechero vendido en ebay (250 dólares).

 

En el barrio de Belgrano se encuentra en venta un lote de 20 tarros lecheros de 50 litros, correspondientes al año 1961 fabricados para La Martona por la firma inglesa Grundy. Cada uno cuesta 950 pesos. Otro vendedor tiene tachos más antiguos con el nombre del tambero, en este caso valuados en 2.000 pesos cada uno.

En la tienda norteamericana ebay se vendió hace poco un tarro lechero en 250 dólares. Era una pieza de bronce de industria argentina con el nombre del tambero (E. Pérez) sellado tanto en el cuerpo como en la tapa, y el número 195.

 


El tambo 37, uno de los 52 que formaban parte de la empresa. Postal vendida en un sitio español.

 

En el sitio “Todo Colección” de Andalucía tienen en venta una postal de los galpones de La Martona (1930) y una botellita de leche “Super Martona” de 6 cm, envase en el que venía una leche fortalecida con vitaminas. En Mercado Libre también se consigue una similar, todavía con su contenido, por $ 600.

Fundada por Vicente Lorenzo Casares en 1889 en Vicente Casares, partido de Cañuelas, La Martona fue la primera industria láctea del país y una de las más importantes del mundo. A más de treinta años de su quiebra, su presencia en la memoria colectiva sigue intacta.

INFOCAÑUELAS

 

Galería multimedia

La noticia en imágenes y videos