Volver a sección

| Cultura y eventos

15 mil personas en la Segunda Uribefest

La Segunda Fiesta de la Picada y la Cerveza Artesanal duplicó la convocatoria del 2009. A pesar de la enorme afluencia de público, no se registraron incidentes. Sobre 400 controles de alcoholemia, sólo dos dieron positivo.

La Segunda Fiesta de la Picada y la Cerveza Artesanal duplicó la convocatoria del 2009. A pesar de la enorme afluencia de público, no se registraron incidentes. Sobre 400 controles de alcoholemia, sólo dos dieron positivo.

1 / 27

1 / 27

2 / 27

2 / 27

3 / 27

3 / 27

4 / 27

4 / 27

5 / 27

5 / 27

6 / 27

6 / 27

7 / 27

7 / 27

8 / 27

8 / 27

9 / 27

9 / 27

10 / 27

10 / 27

11 / 27

11 / 27

12 / 27

12 / 27

13 / 27

13 / 27

14 / 27

14 / 27

15 / 27

15 / 27

16 / 27

16 / 27

17 / 27

17 / 27

18 / 27

18 / 27

19 / 27

19 / 27

20 / 27

20 / 27

21 / 27

21 / 27

22 / 27

22 / 27

23 / 27

23 / 27

24 / 27

24 / 27

25 / 27

25 / 27

26 / 27

26 / 27

27 / 27

27 / 27

La Segunda Fiesta de la Picada y la Cerveza Artesanal de Uribelarrea convocó al menos el doble de visitantes que la primera edición. Algunos hablan, incluso, del triple de concurrencia.

La verdadera dimensión se conocerá en los próximos días cuando las instituciones de Uribelarrea realicen el recuento de entradas vendidas durante el evento y en forma de preventa.





Durante la jornada del sábado, con la presencia de unas 4 mil personas, se realizó la elección de la reina. Fue electa Carolina Banegas, de 18 años, junto con las princesas Daiana Seip, de de 19, y Yenifer Lucero, de 17.

El imitador Memo Senas y Peteco Carabajal fueron los números musicales.

El domingo, en tanto, el predio de la Sociedad de Fomento –tres veces más grande que el año pasado- se vio repleto de familias y grupos de jóvenes.

A las 18 la gente se congregó en torno al escenario. Tras el aplaudido recital de Los Quichuas llegó el cierre a cargo de Yamila Cafrune y Esteban Cruz, con el corolario de los fuegos artificiales.

Diuka (de Bariloche); Heberling Bier, Cortesana, Neffer, Scheitler, NAT La Uribeña fueron las cervezas presentes en esta oportunidad. Todas vendieron cantidades industriales y en algunos casos, como en el stand de la mercedina Scheitler, hubo largas colas para comprar un porrón.









SIN INCIDENTES

Tal como se había anunciado, la Policía Vial realizó controles de alcoholemia selectivos durante las dos jornadas de la Fiesta.

Sobre un total de 400 tests efectuados, el sábado hubo dos que dieron positivo (un conductor de Navarro y otro de Monte Grande). En ambos casos se secuestró la licencia de conducir y los coches pudieron seguir circulando conducidos por un familiar.

Sin dudas surtió efecto la campaña realizada por la Policía y la Agencia de Seguridad Vial, que al ingreso entregaban folletos advirtiendo a los conductores sobre los controles que se harían en los horarios de salida.

Durante el domingo a la tarde toda la ruta 205 se vio sobrecargada de vehículos. A los que salían de Uribelarrea se sumaba una extensa caravana que venía del interior, razón por la cual el peaje estuvo dos horas con la barrera levantada, sin cobrar. En el horario pico, se tardaba una hora en el tramo Uribe-Cañuelas.

A pesar de esta congestión no hubo que lamentar accidentes, salvo un pequeño toque sin consecuencias entre una moto y un auto, cerca del barrio El Taladro.

INFOCAÑUELAS

x