17 de junio. Cañuelas, Argentina.

weather

Máximo Paz: fuerte reclamo de comerciantes hartos de la inseguridad

Quieren reunirse con la Intendente, piden la presencia de Gendarmería y más policías. Además, buscarán instalar algún tipo de alarma vecinal. Temen un invierno complicado.

Los damnificados se reunieron con InfoCañuelas.

Los damnificados se reunieron con InfoCañuelas.

Ante robos que se repiten cotidianamente, más de treinta comerciantes de Máximo Paz se reunieron este mediodía en una cafetería de la localidad para acordar un plan de acción en la búsqueda de soluciones.

Por la mañana, por la tarde y por la noche la inseguridad es una constante en la zona céntrica comercial del poblado. Por esta compleja problemática que crece cada día, el grupo presentará un escrito en el municipio para solicitar una reunión con la intendente Marisa Fassi, y los funcionarios vinculados al área. Además, pedirán distintas medidas tendientes a mejorar la seguridad.

En los últimos meses se repiten los hechos delictivos en comercios; desde puertas forzadas por las noches a robos violentos con delincuentes armados en horario comercial. 

Uno de los delitos más recientes fue el asalto a una fiambrería en pleno día, perpetrado por un caco de corta edad que apuntó con un arma a la dueña. “Era un menor de edad y le temblaba la mano”, relató la víctima. 

Un local de ropa también fue robado a media mañana con empleadas que fueron golpeadas. El dueño de un vivero teme sacar las plantas a la vereda porque pasan corriendo y se las llevan. 

El pasado domingo una ferretería sufrió la rotura en una de sus entradas pero un vecino se dio cuenta de la situación y ahuyentó a los ladrones. La empleada de una casa de muebles y electrodomésticos veía como se llevaban algunos televisores “por el campo y la policía miraba. Otra vuelta hasta rompieron una pared”, relató ante el grupo. Una pequeña verdulería hasta instaló cámaras por la repetición de hurtos. 

A otros locales les levantaron las persianas para llevarse lo que pudieron tomar en pocos minutos; incluso el último fin de semana robaron en el tradicional club Villa María y se llevaron pelotas, una bicicleta que iba a ser rifada y otros elementos del buffet.

La mayoría de los locales mencionados -más el club- están ubicados sobre Avenida Vicente Pereda, es decir, la principal arteria de la localidad y a escasos metros de la Comisaría Segunda.

Los comerciantes remarcan falta de móviles, carencia de personal policial, largas demoras para cubrir delitos y poco recorrido. Por ello, en un momento álgido de la reunión hasta se propuso armarse para cuidar los negocios.

Otras ideas planteadas fueron solicitar un puesto de Gendarmería en una localidad que creció “desmesuradamente y sin planificación”, expresaron; y buscar presupuestos para colocar alarmas vecinales sobre la avenida y las principales calles comerciales. 

También se propuso formar un comité de seguridad y llamar a medios nacionales si persiste la inseguridad. Hasta se apeló a convocar a los dirigentes de la Cámara de Comercio de Cañuelas para que cooperen con el reclamo.

Como parte de la compleja problemática se abordaron temas accesorios como el crecimiento de la venta de droga en el lugar, más falta de iluminación, limpieza y mantenimiento general. 

Marcelo Romero

Escrito por: Marcelo Romero