Volver a sección

| Policiales

Ladrones entraron a la casa de una mujer de 93 años mientras dormía

Nunca llegó a darse cuenta de la presencia de los intrusos, que encerraron a su empleada, se llevaron una escasa cantidad de dinero y comieron torta en la cocina.

Nunca llegó a darse cuenta de la presencia de los intrusos, que encerraron a su empleada, se llevaron una escasa cantidad de dinero y comieron torta en la cocina.

Ladrones entraron a la casa de una mujer de 93 años mientras dormía

 Imagen referencial.

Una anciana de 93 años y la joven que la cuida durante las noches fueron víctima de delincuentes que esta madrugada integraron a la vivienda ubicada en las inmediaciones de Mozotegui e Independencia.

Los malvivientes barretearon una reja del fondo y luego se dirigieron a la habitación donde dormía la dueña de casa, María Teresa Pequeño. Tras correrle el andador ubicado junto a su cama, le revisaron el ropero mientras la mujer seguía durmiendo, sin darse cuenta de la presencia de los intrusos.

En la habitación contigua se apoderaron de la tablet y el teléfono celular de la empleada y luego la dejaron encerrada atando el picaporte con una soga. La chica no gritó temiendo despertar a María Teresa o provocar alguna reacción violenta.

Antes de retirarse los delincuentes estuvieron en la cocina, donde comieron unas porciones de torta, y se retiraron por la puerta de calle. No está claro cuántos eran ni cuánto tiempo permanecieron dentro de la vivienda.

Esta mañana, a las 7, cuando se despertó, María Teresa encontró la habitación revuelta. Como pudo de desplazó sin el andador hacia la otra habitación y liberó a la cuidadora, que luego se dirigió a hacer la denuncia.

"Gracias a Dios mi abuela no se dio cuenta de nada. Dijo que en un momento escuchó ruidos pero que creyó que estaba soñando. Lo tomó con tranquilidad pero está un poco angustiada no tanto por ella sino por la chica que la cuida, porque le robaron las pertenencias. Por eso llamamos a Aymed para que la fueran a controlarla. Dentro de todo, tenemos que agradecer que fue una cosa leve" contó Ana Paula, la nieta de María Teresa.
 

x