Volver a sección

| Policiales

Hugo Leal, un hombre que hizo de la policía su vocación

Apreciado por la comunidad y por sus pares, falleció el 1 de marzo, a los 64 años. Fotogalería.

Apreciado por la comunidad y por sus pares, falleció el 1 de marzo, a los 64 años. Fotogalería.

1 / 10

Leal en el Destacamento Los Pozos.

1 / 10

2 / 10

Con sus hijos en Mar del Plata.

2 / 10

3 / 10

Casamiento con Susana Campos.

3 / 10

4 / 10

Ya adulto completó sus estudios secundarios. Su familia lo acompañó a recibir el diploma.

4 / 10

5 / 10

Junto a su hija Evelin.

5 / 10

6 / 10

En su época de academia.

6 / 10

7 / 10

En la oficina administrativa de la Comisaría de Cañuelas.

7 / 10

8 / 10

Desfilando en un acto patrio.

8 / 10

9 / 10

En la Comisaría de Cañuelas.

9 / 10

10 / 10

Diciembre de 2015, recibiendo un reconocimiento a la trayectoria.

10 / 10

El del policía es un oficio muchas veces denostado por la sociedad, pero en la institución -como en todos los ámbitos- hay personas con vocación, que viven la profesión con un sentido de servicio al prójimo. Es el caso de Hugo Osvaldo Leal, un oficial jubilado de Cañuelas que acaba de fallecer, a los 64 años.

Leal tuvo una trayectoria intachable en la Policía de la Provincia de Buenos Aires, a la que ingresó el 6 de agosto de 1985. Se jubiló en 2015 con la jerarquía de capitán luego de haber trabajado en Lobos, Haedo, San Vicente, Destacamento Los Pozos, Guernica y Cañuelas. 

Nació el 29 de marzo de 1956 en City Bell, partido de La Plata. Hijo de Ramona Siam y Antonio, tenía cuatro hermanos: Susana, Graciela, Cristina Y Toto.

Su principal hobby era el fútbol. Hincha fanático del Club Estudiantes, trasladó su pasión futbolera a la comisaría, armando un equipo que solía disputar partidos en la cancha de La Serenísima.

Radicado en Cañuelas en 1986, tuvo cuatro hijos (Juan Pablo, Augusto y Facundo de un primer matrimonio; Evelin del segundo matrimonio con Susana Campos) quienes le dieron seis nietos: Luna, Rocío, Delfina, Tomás, Felipe y Franco.

Hugo, Susana y Evelin siguiendo a Estudiantes.

En 2008 sufrió un asalto cuando visitaba La Salada junto a su esposa. Se resistió a los tiros, siendo herido por uno de los delincuentes. En 2014 volvió a sufrir un acto delictivo, esta vez en su casa, del barrio Las Costas. Luego del incidente publicó una sentida reflexión en redes sociales: “Impunidad, inseguridad, desazón. Qué feo ver llorar a mi hija siendo tan niña y ver que pierde sus juguetes. En 32 años de servicio vi miles de veces esas expresiones. Hoy me tocó a mí. ¿En dónde vivimos? ¿Nos convertimos en ladrones de nuestros vecinos, humanos contra humanos, gente contra la gente?”. 

También, por supuesto, tuvo momentos más gratos en los que le tocó, por ejemplo, asistir a parturientas en la emergencia, previo a la llegada de la ambulancia.

En 2015 sufrió un accidente vial que aceleró su retiro y fue minando su salud. Durante la pandemia se sumó un cuadro de depresión debido al obligado encierro. Falleció el 1 de marzo a raíz de un paro cardíaco. 

Leal solía ser el abanderado de Policía en los actos patrios de Cañuelas.

“Siempre fue un buen compañero, un buen policía y espectacular como persona. Cuando ingresé a la policía él estaba en el área de personal. Luego hizo un muy buen trabajo en la calle y más adelante en la parte administrativa. Hizo un gran aporte a la comunidad de Cañuelas” lo despidió su compañero Rodolfo Basualdo.

En 2010 la Cooperativa Cañuelense de Transporte (Cocatra) le entregó un placa por su servicio a la comunidad; y en 2015 recibió un reconocimiento a la trayectoria otorgado por la Jefatura Comunal de Cañuelas en un acto realizado en el Concejo Deliberante. “Solamente una vida dedicada a los demás merece ser vivida” decía el diploma que le dio el comisario Mayor Víctor Zárate.

Galería multimedia

La noticia en imágenes y videos