Volver a sección

Policiales

Declaró Robatto en el juicio del doble crimen

El fiscal responsable de la investigación del crimen de los hermanos Massa admitió que Mario Corbalán le dio el nombre de los sospechosos. Y que "Marisa Fassi me pedía llorando que hiciera algo porque la iban a matar”. El juicio sigue este viernes 14, desde a las 8. Los alegatos serán el 21 y 28 de agosto.

 Robatto, cuando se hallaba a cargo del expediente. Archivo InfoCañuelas.

Durante más de dos horas y media el ex fiscal de Cañuelas, Rodolfo César Robatto, declaró en el juicio que se sigue en La Plata contra Fernando Marconi y Eduardo "Luli" Sagini, imputados en el crimen de los hermanos Massa, ocurrido el 1 de julio de 2012.

El portal ANDigital describió en detalle el testimonio de Robatto ante las juezas Carmen Palacios Arias, Claudia Marengo y María Martiarena.

El fiscal manifestó que tras enterarse del hecho y al estar de turno en la dependencia judicial descentralizada, su primera acción fue convocar a Mario Alberto Corbalán, una persona que tenía antecedentes penales y a quien el mismo Robatto consideraba capaz de perpetrar el sangriento crimen.

El instructor dijo que le manifestó a un policía que fuera hasta la casa de Corbalán, que se fije si estaba allí y que en caso de encontrarlo en su hogar no habría problemas para él, ya que en principio no era sospechoso. “Le mandé a decir al oficial que quería hablar con él”, dijo.

Ante esta orden -detalla ANDigital- Robatto sostuvo que el mismo Corbalán se presentó ante él en la Comisaría y que le agregó que le había llegado el dato de que el hecho lo cometieron “un tal ‘Luli’ y Fernando Marconi” y que incluso lo invitaron a robar horas antes pero se negó a hacerlo.

El representante del Ministerio Público le contó a las juezas que Corbalán estuvo unos 15 segundos en la Comisaría y que se retiró: “rajá de acá, no te necesito más”, le dijo el fiscal Robatto, ante lo cual, el informante se retiró.

Con este dato que no se oficializó en la investigación del Ministerio Público, el fiscal inició su búsqueda ante las presiones de la ciudadanía que se agolpaba en horas de la noche del 1 de julio de 2012 frente al edificio de la Municipalidad, lindero al de la Comisaría, pidiendo justicia y generando una pueblada sin precedentes.

“La intendenta Marisa Fassi me pedía llorando que hiciera algo porque la iban a matar”, reveló Robatto. Y luego, detalló que con el dato que dio Corbalán se iniciaron actuaciones entre las cuales figura en el expediente la detención de Fernando Marconi, sindicado como el conductor de la moto empleada para el robo y posterior doble crimen.

En otro de los pasajes de su declaración, Robatto argumentó que en una primera instancia creyó que ‘Luli’ era Ignacio Chavero a quien le ordenó la detención pero fue liberado tras comprobarse que al momento del hecho estaba en La Plata.

Acto seguido, el instructor explicó que llegó a detener a Edgardo Sagini por el dato de efectivos policiales del Servicio Penitenciario bonaerense, quienes le informaron que el apodo de Sagini era ‘Luli’. 

Por último y ante preguntas de Martiarena, el instructor indicó que no pudo hallar el arma empleada en el asesinato: “Tuvimos la pista de que estaba enterrada en frente de la casa del testigo David Sandoval y tras un rastrillaje no pudimos dar con la misma”, explicó.

El debate continuará este viernes 14 de agosto desde las 8 en el Fuero Penal de La Plata con la declaración de más testigos. 

Las partes han fijado como fechas de alegatos los días 21 y 28 de agosto, en primer término lo harán los acusadores y luego los defensores. 

INFOCAÑUELAS