Volver a sección

Información general

Reprogramaron las declaraciones de Alves y Soares Costa

Habían sido citados para esta semana pero sus abogados solicitaron una prórroga.

 Alves y Soares Costa. Archivo InfoCañuelas.

Thais Soares Costa, la falsa médica brasileña que durante siete meses trabajó en el Hospital Marzetti de Cañuelas, finalmente declarará en octubre y no el 11 de septiembre, como había solicitado la titular de la UFI 2, Norma Pippo.

Al efectivizarse la citación, el abogado de Soares Costa solicitó una reprogramación de la indagatoria para poder revisar el voluminoso expediente, que suma cuatro cuerpos.

La joven estudiante de medicina trabajó en el Marzetti entre el 23 de diciembre de 2017 y el 8 de julio de este año. Durante gran parte del tiempo hizo guardias los fines de semana en la Unidad Sanitaria de Máximo Paz utilizando el nombre y matrícula de Sonia Banhuki Galvao, una médica brasileña que estudió en la Universidad de Morón y que actualmente trabaja en su país. Está acusada de ejercicio ilegal de la medicina, Usurpación de títulos y honores y Uso de documentos falsos.

En algunos meses llegó a percibir más de 100 mil pesos. Una de las preguntas que deberá responder es si realizó algún pago a la funcionaria Fabiana Pereyra o algún otro intendente del Hospital Marzetti, como se constató en el caso de Felipe Nori.



Los haberes de Soares Costa en marzo: $ 104.500.
 

Del mismo modo fue reprogramada la indagatoria de Renné Alves, un brasileño que sí concluyó su carrera de medicina en Morón. Cuando estalló el escándalo en los medios los directivos del Hospital Marzetti lo suspendieron y lo denunciaron por encubrimiento al considerar que por ser amigo de Nori y Soares Costa sabía que no estaban recibidos y que usaban otra identidad.