Volver a sección

| Información general

Por mayoría y en un agitado debate, el Concejo adhirió a la paridad de género en los medios

Fue aprobado por mayoría del Frente de Todos, con el rechazo de la oposición.

Fue aprobado por mayoría del Frente de Todos, con el rechazo de la oposición.

Por mayoría y en un agitado debate, el Concejo adhirió a la paridad de género en los medios

 “Nos quieren invisibilizar”, planteó Marques Antunes.

En un acalorado debate que insumió casi dos horas, por mayoría el Concejo Deliberante de Cañuelas aprobó adherir a la ley nacional que promueve la igualdad de género en los medios de comunicación.

A grandes rasgos esta Ley apunta a que haya la misma cantidad de periodistas varones y mujeres tanto en la producción y emisión de contenidos como en la constitución societaria, garantizando un cupo de participación a personas trans. Además, alienta el uso del lenguaje inclusivo.

Si bien la norma nacional está pensada para los medios públicos, invita a que adhieran los privados, los que en caso de cumplir los lineamientos normativos tendrán preferencia en la asignación de publicidad oficial.

La norma fue aprobada en junio pasado en el Congreso, también por mayoría y con el rechazo del bloque de Juntos por el Cambio, que se retiró del recinto argumentando que significada una intromisión en la actividad privada y un intento de censura indirecta al establecer condicionantes para la asignación de la pauta oficial. Además, los legisladores plantearon que la norma estaba pensada para grandes medios pero que podría significar un enorme perjuicio para los medios chicos del interior. Con simulares argumentos se opuso el bloque opositor de Cañuelas, que sin embargo no logró torcer la voluntad de la mayoría.

Romina Marques Antunes (Frente de Todos) fue la encargada de defender con uñas y dientes esta iniciativa, redactada con las firmas de sus compañeros Leonel Fangio, Diana Barcia y Alejandro Cid Menna.

En varios pasajes del debate Marques Antunes argumentó que la bancada de Juntos por el Cambio se estaba oponiendo simplemente porque defiende al “patriarcado”. “Para el bloque opositor no existen las mujeres periodistas. Son todos hombres. ¡Nos quieren invisibilizar! ¡Nos quieren callar!”, dijo alzando la voz.

Desde el bloque opositor respondieron que era absurdo adherir a una Ley nacional ya aprobada y que por su esencia el Concejo Deliberante debería abocarse a los temas locales de preocupación cotidiana de los vecinos. A modo de ejemplo la concejal Natalia Blasco recordó que algunos proyectos como el sentido de circulación de la calle Basavilbaso o la instalación de refugios frente al Hospital Cuenca lleva meses de debate sin resolución. “Este proyecto obedece a intereses personales o es para la tribuna”, ironizó.

Diana Barcia, por su parte, aseguró que en el país alrededor del 60 % de los estudiantes de comunicación son mujeres peo que menos de la mitad accede a los medios. “Esto no es casual ni es falta de capacidad sino que se trata de una cuestión de poder”. En la misma línea Maximiliano Mazzanti teorizó que en Cañuelas debe haber “muchísimas” mujeres que estudian comunicación por lo que señaló que “merecen acceder a un puesto de trabajo”.

Entrada la noche y cuando el debate moría, Eduardo Recalt apuntó que adherir o no adherir a una ley ya aprobada y de aplicación nacional no tenía ningún efecto práctico para la comunidad de Cañuelas y pidió que los concejales se aboquen a “los temas que sí le cambian la realidad a la gente”.