Volver a sección

Información general

Piden el ingreso de la Línea 222 a Cañuelas

Ante las falencias de la Línea 51, el Ejecutivo reclamó a la Provincia la creación de un segundo ramal a cargo de la empresa Esteban Echeverría.

 Foto gentileza Juan Correcher.

Mediante una nota dirigida el 21 de abril a la Dirección Provincial de Planificación del Transporte, la intendente Marisa Fassi y el secretario de Gobierno Emilio Contreras reclamaron la creación un nuevo ramal de la Línea 222 que cubra el trayecto entre Ezeiza y el centro de Cañuelas. Actualmente esta empresa presta servicio hasta la localidad de Máximo Paz.

El Ejecutivo fundamentó su pedido en que "el servicio de transporte de pasajeros entre Cañuelas y Plaza Constitución que circula por la ruta 205 es prestado únicamente por la Línea 51, con enormes deficiencias y numerosos reclamos y quejas de los vecinos".

"Haciendo un minucioso estudio de campo durante varias semanas entendemos que las demandas de los usuarios son fundadas puesto que la Línea 51 se ve imposibilitada de cumplir con los horarios y frecuencias establecidas en la CNRT debido al extenso recorrido de tres horas y el parque vial autorizado" continuaron Fassi y Contreras en su nota al director provincial Tomás Daeis.

Los funcionarios locales reforzaron su pedido recordando que en el recorrido de la 51 se encuentra la localidad de Máximo Paz, con 20 mil habitantes, y numerosos servicios educativos. Destacaron asimismo que la futura inauguración del Hospital Regional incrementará el flujo de pasajeros.

Por lo expuesto solicitaron la creación de un nuevo ramal de la Línea 222, de 33 kilómetros de extensión, entre Cañuelas y Ezeiza, donde los pasajeros encuentran numerosas variantes para continuar su viaje hacia CABA y otros puntos del Gran Buenos Aires.

En paralelo la Secretaría de Gobierno sigue solicitando mejoras en la Línea 51, a través de gestiones ante la CNRT. Según el organismo regulador, la empresa San Vicente cumple con el cronograma adjudicado, por lo que la Municipalidad hará un conteo de pasajeros en las paradas para demostrar que en ciertos horarios se producen congestiones y esperas superiores a los 40 minutos.

INFOCAÑUELAS