Volver a sección

| Información general

La lluvia “lavó” por completo el material asfáltico de una cuadra

Ocurrió durante el fin de semana en Larrea y Basavilbaso, donde aún persiste una laguna.

Ocurrió durante el fin de semana en Larrea y Basavilbaso, donde aún persiste una laguna.

La lluvia “lavó” por completo el material asfáltico de una cuadra

A cuatro días del temporal, los vecinos que viven en las inmediaciones de Basavilbaso y Larrea, en el barrio Sarmiento de Cañuelas, siguen sufriendo el agua y el barro acumulados frente a sus puertas. 

Con el sol de este martes el agua comenzó a evaporarse en algunos tramos, dejando al descubierto una capa de lodo. La carpeta de microaglomerado asfáltico desapareció por completo, lavada por el agua estancada durante varios días. Ya se había hundido en días previos, cuando entró un camión atmosférico para intentar desagotar el pantano.

Los frentistas no salen de su asombro, sobre todo por la falta de planificación y estudio hidráulico. La zona siempre se anegó cuando había lluvias intensas, pero el agua jamás se acumuló tanto tiempo. Cuando la cuadrilla abrió la calle para construir el cordón cuneta y la carpeta de material asfáltico, rebajó la calle, alterando los desniveles naturales y el vínculo de los desagües con las calles aledañas. ¿Los ingenieros que planificaron la obra no hicieron mediciones?

“Esto es un desastre. Si no levantan la calle y hacen desagües nos vamos a seguir inundando cada vez que llueve” resumió un vecino. La preocupación tiene su lógica: la Municipalidad llamó a licitación para corregir esta situación mediante un gran conducto subterráneo de 400 metros de longitud que derive el agua de la zona hacia el colector de la calle Belgrano, pero su concreción podría demorar varios meses.

Entre tanto, los únicos que parecen contentos con la situación son algunos chicos que el sábado, cuando subió bastante la temperatura, aprovecharon para jugar con sus bicicletas en el terreno fangoso.

 

x