Volver a sección

| Información general

Denuncian despidos y contratos irregulares en el Hospital Cuenca

Ambulancieros y enfermeros fueron desafectados en las últimas horas. “La promesa del pase a planta nunca llegó” dijeron en una carta abierta.

Ambulancieros y enfermeros fueron desafectados en las últimas horas. “La promesa del pase a planta nunca llegó” dijeron en una carta abierta.

Denuncian despidos y contratos irregulares en el Hospital Cuenca

 Hospital Regional de Cañuelas. Archivo.

El personal del Hospital Cuenca Alta Néstor Kirchner de Cañuelas se encuentra movilizado ante la no renovación de contratos (un equivalente a despido) que afecta a varios médicos, enfermeros y ambulancieros. Las versiones hablan de 15 desafectados. Extraña decisión en un momento en que faltan recursos humanos en todos los hospitales del país.

Mientras que desde el Hospital Cuenca trascendió que son ocho los contratos no renovados sobre una planta de 1000 trabajadores de los cuales 750 fueron incorporados en pandemia, un enfermero que presta servicio desde hace varios años en el centro de salud contó que el número es mayorr. “Estamos muy preocupados por la salida de esos compañeros y por los rumores de más bajas en marzo”.

“Somos todos monotributistas con contratos trimestrales. Lo que nos pagan está bien pero no tenemos estabilidad ni certeza alguna sobre lo que puede pasar mañana. Entre los que echaron hay personas grandes a las que les va a costar conseguir otro laburo”, graficó.

“Supuestamente cada jefe de servicio hizo una evaluación del rendimiento del personal y son ellos los que tienen que dar el ok para que te renueven el contrato. Lo que estamos viendo es que se echó a gente que tenía un buen desempeño, por lo que pensamos que hubo cuestiones personales o extralaborales que influyeron en la decisión”, dijo el vocero a InfoCañuelas.

El caso que más conmocionó a todos fue el de Gerardo Mucciolo, un ambulanciero de alta complejidad que trabajaba desde hacía 5 años. “Dicen que le hicieron la evaluación, pero la realidad es que a Gerardo nunca se la habían hecho en los 5 años anteriores y no participó en la que supuestamente le hicieron ahora. Gerardo es un profesional excelente, cuando fue el accidente de los compañeros en la Ruta 6 él fue el que le hizo RCP a varios. Últimamente venía presentando notas por las deficiencias que tenían las ambulancias. Durante esos días de mucho calor presentó una nota diciendo que las ambulancias no tenían aire acondicionado. Estamos seguros de que lo echaron por eso”.

Otro de los despidos que conmocionó puertas adentro es el de Elías Cabaña, enfermo que también pertenecía al Hospital desde los inicios. “Elías tuvo una licencia médica por hipertensión. Cuando regresó le dio un ACV y terminó con un stent. Luego de eso regresó a trabajar y tuvo Covid. A raíz de las licencias médicas que tuvo lo desafectaron diciendo que había faltado demasiado. Nos parece totalmente injusto porque en lo más duro de la pandemia él estuvo trabajando y poniendo el hombro”.

La fuente consultada por este diario aseguró que todas estas suspensiones de contrato fueron avaladas por los coordinadores y en última instancia por el intendente Alan Donatti, de quien cuestionan sus modos de conducción. “Donatti tiene varias denuncias por malos tratos y hostigamiento, porque es muy autoritario, especialmente con las mujeres. Lamentablemente el director Cerrudo y los consejeros lo avalan. De hecho cuando fue el reclamo de Mucciolo por las deficiencias de la ambulancia los consejeros llamaron a Donatti y él respondió que no era así, que la ambulancia estaba perfecta”.

Hace algunos meses el gremio ATE anunció que comenzaría afiliar personal justamente para promover los pases a planta, algo que finalmente no sucedió. “ATE estuvo en un momento pero sólo querían afiliar gente para cobrar la cuota. Los directivos amenazaron diciendo que si nos afiliábamos iba a haber despidos. Después los de ATE se borraron y nunca más aparecieron”. 

Entre tanto, los que quedaron dentro del Cuenca hablan de “acomodo”. Aseguran que los echados están siendo remplazados por agentes más jóvenes y en algunos casos relacionados familiarmente con coordinadores. 

Todas estas anomalías quedaron reflejadas en una carta pública que se difundió esta mañana, firmada por Elías Cabaña, Gerardo Mucciolo, Gertrudis Silveira, Gabriel González, Liliana Godoy, Romina Luna, José Juárez y Clotilde Cardozo, integrantes del grupo desafectado.

“A pesar de que cada caso presenta particularidades, queremos contar algunas características comunes: muchos de nosotros/as estamos desde los inicios del hospital hace aproximadamente 5 años, siempre con contratos con monotributo y la promesa del pase a planta que nunca llegó. Muchos de los despedidos (no) casualmente tenemos más de 45 o 50 años, y creemos que esto puede estar relacionado, ya que la dirección del hospital no quiere pasarnos a la planta permanente por nuestra edad, sabiendo que en pocos años tenemos nuestro derecho a jubilarnos o que las posibilidades de enfermarnos son mayores. Es decir, nos descartan” dice la carta que reproducimos a continuación.