Volver a sección

| Información general

Contundente rechazo al proyecto de Rasic

La población de Máximo Paz, por amplia mayoría, desaprobó el vuelco de residuos orgánicos en los campos de la zona industrial.

La población de Máximo Paz, por amplia mayoría, desaprobó el vuelco de residuos orgánicos en los campos de la zona industrial.

En una audiencia pública realizada el 23 de julio, la población de Máximo Paz rechazó el proyecto de las empresas Rasic y La Negrita, consistente en el vuelco a cielo abierto de desechos provenientes de la faena de pollos, en un campo de 10 hectáreas ubicado en la zona industrial.

El mismo emprendimiento funcionó durante años en el vecino distrito de Ezeiza, pero fue clausurado por el intendente Alejandro Granados tras una nota realizada por el programa CQC.

En el inicio de la asamblea el subsecretario de Política Ambiental, José Luis Forquera, explicó que las empresas tenían autorización para el volcado de enmienda sólida, exclusivamente, en el horno de Ferreira con el propósito de “recuperar” tierras degradadas por la actividad ladrillera.

Además, indicó que el emprendimiento fue clausurado cuando se detectó que las empresas violaron el permiso, arrojando residuos líquidos, que a diferencia de los sólidos, generan olores y pueden filtrarse con facilidad a las napas.

En representación de las empresas se encontraba Pablo Lázzaro, propietario de la firma transportista La Negrita, quien defendió la utilidad del proyecto en la recuperación de suelos y su intención “ecológica”.

Terminadas las exposiciones, se procedió a la votación de las 137 personas presentes. En primer lugar se puso a consideración la alternativa de autorizar la aplicación de enmienda en estado sólido, cuyo resultado fue ampliamente negativo. Sólo hubo seis votos afirmativos a favor del emprendimiento.

Tal como se había anunciado, en el acceso se solicitó DNI para evitar la participación de “agitadores” ajenos al distrito de Cañuelas. Participaron 112 personas identificadas como vecinos de Máximo Paz y aproximadamente 25 vecinos del barrio Altos Verdes de Máximo Paz Oeste. Quedaron excluidas algunas personas que no pudieron demostrar su domicilio en el partido.

“Los empresarios invitaron a mucha gente de la zona rural oeste de Máximo Paz, de quintas y hornos, quienes iban porque les entregarían verduras, según sus propios dichos. Muchos no tenían claro para qué era la reunión, llevando reclamos generales para el municipio”, indicó Claudio Morhain, integrante de la entidad ambientalista ADeMa.

Al término de la asamblea, Forquera aseguró que el municipio respetará la decisión mayoritaria de la población.

INFOCAÑUELAS

x