Volver a sección

| Información general

Con presencia de empresarios inauguran la obra de asfalto en las calles Allende y Jauretche

Consta de 4 kilómetros de pavimento asfáltico apto para tránsito pesado que conectan el barrio Maestra Guzzetti y empresas de la Ruta 205.

Consta de 4 kilómetros de pavimento asfáltico apto para tránsito pesado que conectan el barrio Maestra Guzzetti y empresas de la Ruta 205.

Con presencia de empresarios inauguran la obra de asfalto en las calles Allende y Jauretche

 Los empresarios Rocchini y Giannitti en el corte de cintas.

Con dos actos –uno a la altura del ingreso al barrio Maestra Guzzetti, y otro frente a la empresa Grabya– el Municipio inauguró el viernes 8 de abril la obra de asfalto en las calles Allende y Jauretche.

La obra fue ejecutada por Vialidad Nacional en el marco del programa de Redes Conexas, que vincula barrios y zonas productivas con rutas nacionales.

El asfalto de las calles Allende y Jauretche conecta el bloque industrial de la ruta 205 y el barrio Guzzetti, en una extensión de 3.900 metros. Se colocaron dos capas de 6 y 5 cm de espesor de concreto asfáltico en caliente, con un ancho de calzada terminada de 7.30 metros. La obra incluye señalización horizontal y vertical.

Durante el acto la intendente Marisa Fassi anunció dos obras complementarias de importancia para la comunidad de la zona: la construcción de una bicisenda y “el compromiso de asfaltar la calle Mercante”, la principal arteria del Guzzetti.

Fassi recordó que la obra de calles Allende y Jauretche se finalizó “en un año que no es electoral”, una chinaca a la oposición que suele criticar la utilización de las obras con fines políticos precisamente en tiempos previos a los comicios. También destacó el acompañamiento al distrito por parte del administrador de Vialidad, Gustavo Arrieta, y del ministro Gabriel Katopodis.

Flavia Guardia -concejal y vecina del Guzzetti- señaló que “En Cañuelas hemos avanzado a pasos agigantados; que nuestro barrio esté prácticamente asfaltado, la verdad es una alegría inmensa”.

Arrieta, en tanto, destacó que “quienes estamos en la función pública hemos escuchado a los vecinos del Barrio Guzzetti, y sabemos claramente que esto tiene un valor que excede a lo económico, tiene un valor que excede al ancho del tránsito, a la traza y a la cartelería vertical y horizontal. Hoy tenemos un gobierno con defectos, con errores, con virtudes, con aciertos, pero que entiende. Si miramos desde el año 2019 en adelante, y todo lo que ha gestionado y ha podido hacer Marisa, que entiende que la plata hay que invertirla en asfaltos, hay que invertirla en escuelas, hay que invertirlas en clubes, hay que invertirla en hospitales; que eso construye conectividad, seguridad vial, pero también construye una ciudadanía más plena con muchos más derechos”, afirmó.

GRABYA Y EXTRAGAS

Tras el acto en el barrio Guzzetti, una comitiva de funcionarios y concejales se dirigió hasta la calle Jauretche, frente a la empresa Grabya, donde continuó el acto de inauguración de la obra, que tiene también un fuerte perfil productivo, ya que permite una vinculación de varias empresas con la ruta 205.

Allí fue convocada a hacer uso de la palabra la titular de Grabya, Romanela Giannitti, quien recordó los orígenes de la empresa con 54 años de trayectoria, fundada por una generación de inmigrantes italianos que “llegaron en la posguerra y apostaron a producir”.

Giannitti destacó la importancia que la obra tiene en materia de seguridad laboral: “Quiero contar lo que esto significa para nosotros. Somos una empresa familiar, que durante mucho tiempo nos encontramos con casos de compañeros (o nosotros mismos) que nos accidentábamos camino al trabajo. Esperamos esta obra durante 54 años”.

También habló el empresario Aldo Rocchini, titular de ExtraGas y del Parque Industrial Cañuelas (PIC). Del mismo modo recordó los inicios en Cañuelas, donde, según dijo, “me abrieron las puertas como en ningún otro lado”.

“Tenía una pila de sueños que se me fueron cumpliendo, y en el trayecto nos encontramos con Marisa y con Gustavo, y también fuimos pensando otros sueños y yo siempre he dicho que Cañuelas está condenada al éxito. Logísticamente es un lugar extraordinario y lo mejor de todo es que seguimos siendo un pueblo; quiero alentarlos para que sigan trabajando y que Cañuelas sea lo mejor de la Provincia”.

Arrieta, en tanto, destacó el rol de los empresarios “como Álvaro, Adolfo, Analía, Aldo, de quienes aprendimos esa vocación y esa pasión por el hacer; y esa pasión implica decisiones, un proyecto de vida, que en estos casos siempre fue invertir, y no fugar la plata”.