Volver a sección

| Información general

Con pocos clientes por el frío, reabrió el sector gastronómico

Bares, heladerías y restaurantes comenzaron a atender en patios y veredas. ¿Qué dice el protocolo? Fotogalería.

Bares, heladerías y restaurantes comenzaron a atender en patios y veredas. ¿Qué dice el protocolo? Fotogalería.

1 / 6

Una pareja en Cipressi. Fotos: Florencia Arsuaga.

1 / 6

2 / 6

Foto: Florencia Arsuaga.

2 / 6

3 / 6

Foto: Florencia Arsuaga.

3 / 6

4 / 6

Foto: Florencia Arsuaga.

4 / 6

5 / 6

Foto: Florencia Arsuaga.

5 / 6

6 / 6

Foto: Florencia Arsuaga.

6 / 6

Este fin de semana se puso en práctica el decreto municipal 484/2020 que autoriza la reapertura de cafeterías, restaurantes, heladerías y demás comercios del sector gastronómico.

El decreto entró en vigencia el 28 de agosto, fecha a partir de la cual los comercios del rubro están autorizados a funcionar en el horario de 8 a 20, para grupos familiares convivientes, cumpliendo el protocolo sanitario dictado para todo el país por el Ministerio de Turismo y Deportes de la Nación en conjunto con entidades de turismo y gastronomía.

A pesar de la ansiedad que generó esta reapertura, la respuesta del público en el centro de Cañuelas fue discreta, posiblemente por dos motivos: la coincidencia con el fin de mes y el intenso frío del fin de semana.

El decreto firmado por la intendente Marisa Fassi y la secretaria de Gobierno Valeria Ríos establece que los comercios deberán funcionar con mesas al aire libre, a una distancia de dos metros una de otra, higienizadas de manera frecuente. No se deberá cmpartir la vajilla.

Los clientes, que deberán ser integrantes de un mismo grupo familiar conviviente, deberán solicitar turno para así evitar aglomeraciones.

Se advierte que se deberá minimizar el contacto entre el personal y los clientes y que al momento de establecer contacto el personal deberá utilizar equipo básico de protección (barbijo, guantes y antiparras) provisto por el empleador.Si la vereda no tuviera dimensiones necesarias para garantizar la distancia entre meses, el municipio habilitará el uso de una franja de la calle.

Es obligación de los comercios disponer de alcohol en gel en los lugares comunes; y agua y jabón en los sanitarios. Al retirarse los clientes, se deberá higienizar las mesas en dos pasos: primero con agua y detergente; y luego con  desinfectante.

En caso que se constaten infracciones, se sancionará con multas entre 50 y 1.200 módulos (entre $ 6.200 y 124.000 pesos) y se realizará una clausura preventiva, advierte el decreto 484.
 

Galería multimedia

La noticia en imágenes y videos

x