19 de abril. Cañuelas, Argentina.

weather 22º

Con la mediación de Pablo Olveira, Marta Ferraro se reúne con la oposición y busca apoyos al “barrio de Grabois”

“Marta va a seguir adelante porque tiene todo en orden” vaticinó el referente vecinalista.

Olveira, nexo de Ferraro. Archivo.

Olveira, nexo de Ferraro. Archivo.

La mandamás de las cooperativas de Máximo Paz, Marta Ferraro, inició una ronda de reuniones con la oposición para logar apoyos que le permitan avanzar con el barrio de 500 viviendas “Juan XXIII” ubicado en el km. 71 de la ruta 205.

La cooperativa En Bloque adquirió allí un campo de 38,5 hectáreas que incorporó a su patrimonio mediante escritura Nro. 209 de fecha 9 de septiembre de 2022, inscripta el 28 de septiembre del mismo año. Hasta ese momento la zona era apta para el emplazamiento de barrios cerrados. Pero tras enterarse del proyecto apadrinado por Juan Grabois, el 20 de octubre de 2022 el Ejecutivo impulsó un cambio de ordenanza que estableció la prohibición de todo tipo de radicaciones urbanísticas en la franja que va desde el barrio El Taladro hasta el cementerio municipal. 

El financiamiento aprobado el 19 de agosto de 2022, durante la administración de Alberto Fernández y Cristina Kirchner, preveía un aporte de 8.133.450 Unidades de Vivienda (UVIs), equivalente a unos mil millones de pesos actualizables por inflación. Hasta agosto de 2023 la cooperativa En Bloque recibió un total de 3.216.453 UVIs, unos 400 millones de pesos. Con esos fondos compró el campo de Daniel Brignani por unos 142 millones de pesos de acuerdo al valor UVI de agosto de 2022, es decir unos 480 mil dólares al blue de ese momento, e inició la apertura de calles.

En el nuevo contexto, Ferraro enfrenta dos desafíos: lograr algún tipo de excepción que le permita avanzar con el barrio en zona prohibida y para eso necesita convencer a los concejales. El segundo reto es mantener el financiamiento del gobierno nacional a pesar de la advertencia de Milei de que “No hay plata”.

El miércoles, jueves y viernes de la semana pasada Ferraro se reunió con los bloques de Santiago Mac Goey (PRO Larretista), Leonardo Iturmendi (UCR) y Valeria Medina (La Libertad Avanza), respectivamente. Mañana, martes, tendrá la última reunión con Natalia Blasco (PRO bullrichista). En el oficialismo no atendieron los llamados de InfoCañuelas para responder si el bloque comandando por Juan Ángel Cruz tuvo o tendrá algún acercamiento.

En las tres reuniones de la semana pasada la dirigente de Máximo Paz estuvo acompañada por dos colaboradores, llevó el expediente de mil fojas, mostró un video institucional y respondió preguntas. “El barrio lo voy a hacer contra viento y marea. Cuando compramos el campo, estaba permitido hacerlo” fue el mensaje más contundente que les dejó.

El dato inesperado es que el gestor de esas reuniones fue Pablo Olveira, referente local del vecinalismo y una de las patas de La Libertad Avanza. Se ocupó personalmente de llamar a cada uno de los presidentes de bloque para solicitar la charla. “Marta me pidió si la podía presentar a los distintos bloques opositores.  Somos amigos desde hace muchos años” dijo Olveira a InfoCañuelas. Asimismo, reconoció que es ocasional proveedor de las cooperativas con su comercio Acyca: “He trabajado con ella pero muy poco en relación a otros proveedores. De cada diez presupuestos que les paso gano uno. Les vendo, pero son operaciones muy chicas”.

Según Olveira, el objetivo de Ferraro es explicarle a la oposición de qué se trata el proyecto porque considera que mucha gente está en contra por falta de información. “Ella contó en detalles cómo se conforman los barrios Arca. Podés estar filosóficamente de acuerdo o no, pero es un proyecto comunitario y la calidad de la gente que va a ir, está medido. El 80 % va a ser de Cañuelas con un porcentaje alto de Máximo Paz y el 20 % restante va a ser de afuera, de Ezeiza, Monte Grande, etc. De las 500 familias, 95 son del gremio molinero”.

Olveira agregó que Ferraro no teme que se corte el financiamiento nacional: “En estos días, ya con Milei en el gobierno, recibió un compromiso de pago que tenía asumido. No le cortaron nada. Además está tranquila porque tiene todos los papeles en orden”. 

Por último Olveira aseguró que en lo que respecta a la zonificación, Ferraro no buscará judicializar el tema: “Va a seguir adelante porque tiene todo en orden. Ella compró antes y presentó el proyecto antes de que se hiciera el cambio de la ordenanza. Lo que pasa es que hay controles selectivos y mucha animosidad con ella. Si te fijás en Google Maps, al fondo de la estancia La María Cristina, muy cerca de donde compró Marta, hay un country donde están abriendo calles, pero nadie dice nada de eso”.

Martín Augusto, el máximo referente local de la Libertad Avanza, ¿comparte estas gestiones realizadas por Olveira? Ante un llamado de este portal dijo que no estaba enterado y que no tiene posición tomada sobre el barrio porque desconoce los detalles. Adelantó que para interiorizarse del tema ya pidió una audiencia en el Ministerio de Infraestructura, que ahora quedó a cargo de la Secretaría de Integración Socio Urbana (SISU) donde el proyecto tuvo su génesis. De todos modos, aclaró que “la decisión será de los concejales”.

Entre tanto, los tres bloques con los que Ferraro se reunió no dejaron trascender demasiado sobre el contenido de la charla. “Todavía no tenemos posición tomada, sólo nos juntamos para escuchar”, dijo un edil.

Entre varios sobrevuela la sospecha de que el Ejecutivo le pidió a Ferraro que dialogara con los bloques para “ganarse” su apoyo. El oficialismo no quiere confrontar con ella ni tampoco pagar en soledad el costo político de una eventual aprobación. 

Hasta aquí el gobierno de Marisa Fassi ha tenido una posición ambigua: promovió un cambio de zona pero sin decirles a los concejales de la oposición que Ferraro planeaba hacer un barrio allí y luego, en plena campaña, negoció un cese temporario de las obras para no generar ruido electoral. Públicamente nunca se manifestó con claridad si estaba a favor o en contra del proyecto ARCA porque Ferraro es una aliada incómoda que le suma votos determinantes en Máximo Paz mediante su ejército de cooperativistas pero al mismo tiempo es autónoma e ingobernable.
 

Escrito por: Redacción InfoCañuelas