Volver a sección

| Deportes

La Natividad y La Dolfina en la final de Palermo 2022

Los equipos de Cañuelas volverán a verse el próximo viernes en el partido más importante del año. La Natividad venció a La Irenita y La Dolfina derrotó a Ellerstina en semifinales.

Los equipos de Cañuelas volverán a verse el próximo viernes en el partido más importante del año. La Natividad venció a La Irenita y La Dolfina derrotó a Ellerstina en semifinales.

La Natividad y La Dolfina en la final de Palermo 2022

 Fotos: Matías Callejo

Nuevamente habrá final cañuelense en la catedra del polo mundial. El Abierto Argentino de Polo de Palermo tendrá en su partido decisivo a La Natividad y a La Dolfina reeditando la final de 2021, que quedó en manos del equipo de los hermanos Castagnola.

En esta oportunidad el duelo familiar estará potenciado por la presencia en La Dolfina de Poroto Cambiaso, quien con 17 años recién cumplidos disputará su primer final en compañía de su padre Adolfo, ganador en 17 oportunidades del máximo torneo del mundo a nivel de clubes. 

Ambos conjuntos llegan en buena forma al partido del próximo viernes (se disputa este día dada la posibilidad de que Argentina juegue en el mundial de fútbol el fin de semana), luego de sortear compromisos difíciles en semifinales. 

EL TRIUNFO DE LA NATIVIDAD

La Natividad consiguió su boleto a la final luego de vencer en un partido vibrante a La Irenita, a la sazón el único equipo que pudo derrotarlo en la temporada en la semifinal de Hurlingham. 

En esta oportunidad en un partido sumamente parejo y que fue oscilando en la preminencia en el marcador, la diferencia la estableció Camilo Castagnola, quien en dos apariciones fulgurantes hizo que el partido se decantara para el conjunto “verde” de Cañuelas en el último chukker.

Ambos equipos habían entrado al octavo parcial empatados en 13 luego de que La Irenita consiguiera levantar tres goles de diferencia en el séptimo. Pero la incertidumbre que se había apoderado de la catedral del polo en cuanto al resultado final fue disipada por el talento del menor de los hermanos Castagnola quien arriba de Open Callaway (su mejor yegua) fue desequilibrante en dos acciones casi consecutivas que le permitieron llegar al 15-14 final con el que aseguraron su pasaje a la final del viernes. 

LA DOLFINA Y SU COSTUMBRE

El equipo de Cambiaso volverá a estar en el partido más importante del polo una vez más. En esta ocasión los de Cañuelas partían como favoritos ante su clásico rival Ellerstina.

Con la confianza por las nubes luego de su triunfo en Hurlingham, La Dolfina venía ratificando en Palermo un nivel de juego ascendente. Y en el partido de semifinales, con un Poroto Cambiaso iluminado, fue manejando las riendas del encuentro con cierta comodidad, producto de la gran actuación de su novel estrella y de una caballada que en los momentos decisivos hace la diferencia por su calidad.

En esta oportunidad, el equipo de Cañuelas contaba con la posibilidad de pasar a la final aun perdiendo ya que Ellerstina debía ganar por tres goles o más para clasificar. Pero La Dolfina fue el dominador del partido y solo se relajó en el último chukker producto de ya saberse finalista. Entró ganando al octavo parcial por tres goles y Ellerstina en un último intento consiguió empatar para llevar las cosas a un suplementario no obstante ya no tener chances de acceder a la final.

Finalmente Poroto Cambiaso de penal estableció el 15 a 14 definitivo que pone a La Dolfina en su 17° final consecutiva. Esta vez su padre Adolfo a los 47 años y 30 temporadas después de su debut en el Abierto cumplirá el sueño de jugar el partido más importante del mundo junto a su hijo. Enfrente estarán sus sobrinos quienes con La Natividad han alumbrado un equipo que es sensación. 

Juntos, volverán a poner a Cañuelas nuevamente en lo más alto del polo, dando a luz a un nuevo clásico que modificó la geografía de este deporte, hoy lejos de Pilar pero bien del lado de la Ruta 205 

Leonardo Garavaglia