Volver a sección

Cultura y eventos

El día que La Martona premió a una madre de 23 hijos

A principios del siglo XX la empresa fundada por Vicente L. Casares instituyó un premio a la maternidad.

 Doña Rosa Priori, la súper mamá de 1906.

“Mientras las grandes capitales europeas se despueblan y la natalidad disminuye poderosamente, aquí, en cambio, la maternidad numerosa arroja un promedio halagador” decía el directorio de La Martona S. A., que a principios del siglo XX instituyó el “Premio a la Maternidad”.

El concurso tenía el objetivo de promover la “crianza directa” y otorgaba un premio de $ 4.000 anuales a las madres que además de tener una prole numerosa hubieran criado a todos sus hijos. 

En la edición número 70 de la Revista PBT aparecida el 20 de junio de 1906, se anunció a la ganadora de ese año: la señora Rosa Priori de D´Amico, una porteña madre de 23 hijos. “El menor, de dos años, toma pecho todavía”, aclaraba la publicación.

“La agraciada reside en la calle San José Nro. 1671 y allí la hemos vista rodeada de su crecida familia, satisfecha del obsequio que - como una compensación que los trabajos de la maternidad exigen- le ha hecho el consejo directivo de la lechería La Martona, cuya obra humanitaria no desmerece la eficaz acción industrial que desarrolla en el país” agregaba el redactor de PBT.

El artículo aclaraba que había otra postulante con 26 hijos pero el jurado, compuesto por integrantes de la Sociedad de Damas de Beneficia, no había podido verificar que se hubiera hecho cargo de la crianza de todos ellos, cómo sí se había demostrado en el caso de doña Rosa Priori.

El año anterior la ganadora había sido otra “súper madre” de 21 hijos. “Esto nos lleva a pensar en lo que será la estadística de la natalidad dentro de pocos años si la emulación se despierta ente las madres argentinas”, concluía PBT.

La Martona, primera industria láctea del país, fue fundada por Vicente Lorenzo Casares en 1889

PBT fue un semanario de contenido humorístico, político e interés general fundada en 1904 por Eustaquio Pellicer (el mismo fundador de Caras y Caretas). Dejó de aparecer en 1918.