Volver a sección

Columnistas

¿Cómo debo fotografiar un grupo de personas?

Guillermo Cimadevilla inicia su ciclo de columnas “Fotografía para todos”. En esta primera entrega, las dificultades que plantea la fotografía grupal.

 Foto: Guillermo Cimadevilla.

Creo que a todos nos gusta hacer fotos de retratos, pero que pasa cuando no se trata de una persona sino de muchas, o sea un grupo. 

Básicamente usted los agrupará, les dirá que sonrían, sacará la foto y eso es todo, pero se encontrará con varios problemas. Le cuento algunos, basado en mi experiencia. 

Primero, elija el lugar antes de llamar a los participantes, de esa forma evitará mover el grupo hacia un lado o hacia otro buscando la mejor ubicación.

Si es un grupo muy grande, sería bueno si hay un escalón donde se paren los de la segunda fila y queden un poco más alto, otros pueden estar agachados al estilo de un equipo de fútbol, pero trate de que todos aparezcan en su pantalla. 

Observe el fondo: si es muy luminoso tal vez tenga problemas con la exposición, demasiada luz de fondo hará que el fotómetro de su cámara se engañe y la foto salga oscura. Tal vez ayude si el fondo son árboles, una pared, etc. 

Busque que la luz sea homogénea, si es un día de pleno sol es mejor hacerlo a la sombra total, tenga cuidado que no se mezcle sombra con rayos de sol que manchen las caras, tal vez lo vea bien en la pequeña pantalla de su cámara o celular pero no le gustará cuando la vea en la computadora o, peor aún, si la imprime. 

La hora del día es importante para la luz, pero a veces no tenemos opción. La peor hora de un día de sol pleno es al mediodía porque el sol está justo arriba, en el cénit. Busque entonces un lugar de sombra total, e insisto: que no lleguen a las personas rayos de luz. Si el día es nublado claro es más fácil, casi en cualquier lugar la foto sale bien, si es nublado tormentoso ya no es tan bueno y ayudaría usar un flash pero eso nos mete en un tema que explicaré en otra nota. 

Estos consejos aplican por igual si usted saca la foto con una cámara o un celular, pero hay algo que solo podrá hacer con su cámara: cerrar el diafragma para tener mejor foco entre todos los participantes del grupo. Si tiene un celular no haga caso a esto porque los celulares no permiten estos ajustes, pero si usa una cámara y sabe qué es el diafragma recuerde que para tener buen foco deberá usar un diafragma cerrado. 

Si a esta altura usted que tiene una cámara réflex no sabe qué diablos es el diafragma y toda esa cuestión fastidiosa del foco, le recuerdo que doy excelentes cursos de fotografía individuales y grupales con precios rebajados por temporada baja, especiales de primavera y varias promociones más, ¡no se lo pierda! 

Ahora que ya tenemos todas las personas ubicadas y a la sombra, los ajustes de la cámara todos correctos entonces empiezan otros problemitas: en primer lugar que nadie hace caso a sus indicaciones.

Entonces usted deberá asumir que es el director y tendrá que organizar el grupo. Si son pocos, digamos cuatro, cinco, seis, es fácil pero se complica en grupos grandes como sucede en las fiestas. 

Arme el grupo tratando de que se vean todas las caras. Si alguno queda atrás no se verá su cara en la foto y después le echarán la culpa a usted. 

Pida que todos miren al lente y sonrían, puede usar la conocida frase del pajarito, todo vale, si en la foto alguien aparece mirando a un costado le echaran la culpa a usted... 

Dígales entonces que todos muestren su mejor sonrisa. Aun se usa pedir que todos digan ‘whisky´. Si prefiere algo más sofisticado puede sugerir que digan ‘smile´ y usted quedará bien y dirán ´¡qué culto este fotógrafo!´ entonces usted dispara cuando dicen la letra ´a´ de smile (suponiendo que pronuncien bien el inglés, de lo contrario vuelva al infalible truco de la palabra whisky). Recuerde que si alguno sale serio y con cara de amargado le echarán la culpa a usted... 

Pida que por favor no hablen durante la foto. Por alguna razón que nunca entendí hay personas que no paran de hablar justo durante la sesión de fotos y salen muy mal y con la boca cerrada (ya entendió que le echarán la culpa a usted...

Muy bien,ya tiene todo listo y puede empezar a disparar. Haga varias tomas, pero hágalo rápido porque la gente se cansa, querrán irse a comer y no le harán más caso.

Después de varios disparos en los que todos estarán prolijos y bien parados dígales que harán la última toma y usted necesita que ahora se suelten, se amontonen, levanten los brazos y griten como si estuvieran en el colegio secundario, cuente hasta tres y saque la foto: verá que todos lo hacen con entusiasmo ¡y esa será la mejor!

Ultimos consejos:

Usted debe interactuar con el grupo, con amabilidad pero con firmeza, ayudando a que todos salgan bien (todos queremos salir bien). 

Recuerde que nadie sabe qué hacer mientras los fotografian y esperan sus indicaciones. Claro que usted tiene varias cosas en que pensar: el encuadre, la luz, el foco, etc., pero si se enfrasca en su cámara como un nerd obsesivo no caerá muy simpático. 

Haga todas estos ajustes antes de empezar a fotografiar, no mire demasiado su cámara mientras dispara, mire a las personas, sonría, inspire confianza y algo super importante: dispare rápido, muy rápido, algunas fotos saldrán mal, no importa, después las borra, pero no cometa el error de tardar mucho entre foto y foto porque la gente se impacienta mucho.

Espero que estos consejos le hayan sido de utilidad, pero si quiere saber la mejor parte inscríbase en mis cursos. ¡Si sigo dando consejos gratis nunca me haré rico!

Para finalizar: no se haga demasiado problema con la técnica y diviértase haciendo fotos. ¡Hasta la próxima!

Guillermo Cimadevilla
Fotógrafo
Guillermo.cimadevilla@gmail.com
Teléfono (011) 2119 5824
WA +54 911 5164 0647