Volver a sección

Biblioteca Sarmiento: se proyecta La escalera de Jacob

Este miércoles 11 de mayo continúa el ciclo de cine de culto en la Biblioteca Sarmiento, con la proyección de “La Escalera de Jacob”.

El soldado Jacob Singer (Tim Robbins) regresa de la guerra Vietnam, después de que un ataque sorpresa del Vietcong lo tuviera postrado al borde de la muerte. Al volver a los Estados Unidos Jacob intenta rehacer su vida, se divorcia de su esposa y comienza a trabajar como un humilde empleado de correos, trabajo en el que conoce a Jezebel (Elisabeth Peña) con quien inicia una relación amorosa.

Pero sus continuas visiones y pesadillas, en las que aparecen personajes irreales, monstruos y demonios que lo persiguen, hacen cada vez más difícil la relación. Jacob comienza a sospechar que fue parte de algún experimento que le ha provocado una psicosis, por lo que participa en una demanda colectiva contra el gobierno de los Estados Unidos, y al mismo tiempo comienza a desconfiar de todo el mundo. Su quiropráctico es el único que logra calmar su creciente estado de ansiedad y paranoia, dándole una guía sobre su actual situación.

La escalera de Jacob es una idea bastante original. Una cinta atípica y surreal, con gran manejo de los niveles de la realidad. Haciendo uso de una técnica ochentosa y una fotografía clásica, debe ser vista dentro de la época que fue filmada.

Dobles sentidos, mensajes ocultos, señales escondidas, etc., para reflexionar acerca de la psicología humana y de los límites de la mente. Una película distinta al resto, que no sólo cuenta una historia, sino que sumerge al espectador en toda la complejidad de su mente.

Muchos de los elementos presuntamente novedosos del cine de terror encuentran aquí una de sus influencias. Como por ejemplo lo vemos en películas como Sexto sentido (1999), Los Otros (2001), Donnie Darko (2001) y Memento (2000), donde la coherencia de la historia es un engaño, muy diferente a lo que el relato nos va develando finalmente. Además el videojuego Silent Hill (1999) es una de sus más claras aportaciones.

Adrian Lyne, director de “Atracción Fatal”, pone de manifiesto su talento para lograr climas verdaderamente opresivos y de elaboración compleja, una estética oscura, siniestra, confusa y de complejo desciframiento donde la solución al conflicto no es posible hasta el último fotograma.

Magníficamente dirigida e interpretada, “Jacob's Ladder”, es una buena muestra de cine suspenso, terror y séptimo arte, que no se debiera pasar por alto.

Función:
A las 19 hs. en la Biblioteca Sarmiento (Lara y 25 de Mayo). Entrada gratuita. Ambiente climatizado.

El próximo miércoles 18 se verá “El espinazo del diablo” y el 1 de junio “Suspense”.

INFOCAÑUELAS